jueves, 25 de noviembre de 2010

PERIODICO LA PRENSA, POR ARTURO LOPEZ NEGRETE

MAJA MALAGUEÑA
Desbordando ‘caché’ al más puro estilo mediterráneo ese que nace en la Costa del Sol y del que Mari Paz Vega es su embajadora en el escaparate taurino de una España donde la lucha torera en el género de la feminidad pasa a rasero agreste a las divas de seda y oro, de las que la malagueña es su gema más preciada y cuya grandeza engarzada a lo que ha bordado en América, la adornan como la máxima expresión mundial de todos los tiempos, mas lo interesante de tener de frente a Mari Paz Vega es gozar de su seseo, tan andaluz que raya en la cachondearía, pero sobretodo saber que en la efigié de esta dama se encuentra un ser pensante y de criterio basto, lo que da pie a abordar sin temores la postura de las toreras dentro del entorno del mundillo torero y aclaro que no de su actuar valeroso en las arenas de los alberos que en el caso de Mari Paz no cabe el regateo a sus hazañas y sin embargo en amena tertulia la mujer de fina estampa dice; me queda claro que hoy en día el medio sigue siendo coto de barones y este escribiente precisa que parte medular de la tauromaquia es la gallardía de los machos que en el apretar de los ‘machos’ sublima la figura de los toreros, mas Mari Paz es tan lúcida que no compra una discusión que no tiene discusión, sino que luce su inteligencia en la comprensión de un mundo que por sí es complejo y en ocasiones rociado por la cultura de una mujer que en su expresar es tan bella, como su naturaleza, como su trato, su dignidad y su serenidad que la equilibra ante los embates de los reflectores y el almíbar de los halagos desbordados y hasta ventajosillos a los que no los rechaza pero tampoco los abanica con los vientos de la vanidad y ante ello solo expresar Mari Paz Vega es usted toda una maja ¡Ole

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada